Historia Detrás de un Emprendimiento

Detrás de todo emprendimiento hay una gran historia inspiradora que vale la pena reconocer. Marìa Gabriela González nos comparte el divertido backstage de todos sus proyectos que no es tan diferente de muchos emprendedores venezolanos. Sin protocolos, sin tapujos, sin pelitos en la lengua.

Entrevista raíz aquí.

P2: Y me cuentas esta historia de Kreemo, y de Kimonos ­_Venezuela,
pero te veo inmersa en otro proyecto, que es el más reciente que es Cambur Pintón y como dice por allí, échame el cuento de Cambur
Pintón.

Captura_ FB_MGGMG: la movida emprendedora de los diseñadores emergentes, tiene una connotación importante desde hace como diez años, y empiezan a surgir los bazares de diseñador,  y no son los bazares típicos de las viejitas, con unas cositas de madera de navidad. No. Son chamos, emprendedores que están empezando a hacer ropa, están empezando a hacer zapatos, bolsos, bisutería etc, y se están empezando a dar a conocer, y no tienen una tienda, y no van a pagar una
tienda por que mantenerla es demasiado caro, y se meten en la movida de estos bazares, estos bazares comienzan en Caracas,
uno de los primeros fue El tarantín, (que es brutal) y mi hermana y yo,
tenemos demasiados amigos que hacen cosas, como “bucarito” que ahorita es de Icónicas,y otras amigas, decidimos todos, tomar un día el patio de mi casa, poner un toldo y poner nuestras cosas allí y venderlas,
nuestra amiga estudio comunicación social y tiene muchísimos amigos periodistas, y termina

siendo un éxito porque con eso, llego la prensa, El tiempo, Ardentía, y la cosa se nos empezó a llenar y a llenar de gente, y Captura_ FB_MGG3nosotros sorprendidos porque era simplemente un toldo en el patio de mi casa, con nuestros amigos y ya pues, porque lo que queríamos era lograr algo como El Tarantín, pero nunca lo vamos a hacer, sabes, pero vamos a intentarlo, ese fue el primero, pase alrededor de 6 años, y el segundo fue en la plaza de Lechería, con 15 toldos, y el 3ero fue en la plaza de Lechería con 20 toldos, y la gente se empezó a meter y ahora me puedo llenar la boca diciendo que fuimos nosotras las pioneras en lo que a bazares de diseñadores acá en Lechería se refieren.

P2: Los extrañábamos porque no había habido más bazares luego de ustedes en mucho tiempo, hasta hace poco otras personas también se integraron a esta movida.

MG: Si, y no me da pena decirlo mi hermana y yo le echamos demasiado y nos fue buenísimo y nos encanta que todos lo adoptaran, porque de allí empezaron a salir muchísimos bazares de nuevo que son ahorita brutales, y entonces con Cambur Pintón es el número once (11) de bazares (ya habíamos hecho diez (10) mercaditos uno que otros más pequeños), pero esta vez, nos dimos cuenta que YA, ¿hasta cuando el típico bazar de diseñador que entras, (sin ser agresiva o negativa) y están los mesones en donde están los faldones y los chinches y una chama con sus collares, que está allí parada y ya?, entonces, está muy cool esto de los bazares, chévere, pero, llévalo a otro nivel, que fastidio que vayas y veas lo mismo y lo mismo, oye pana tampoco así.

¿Y sabes que paso? Nos aliamos con la chama de SweetCake con Katherine, ella tiene su tienda que esta allá en la terraza del sitio (L’Amour.ve), de diseñadores venezolanos, y así ideamos un bazar, nuevo, que sea para diseñadores nuevos, (ya notaran en el Instagram del bazar que los diseñadores eran puntuales), y cuadramos, vamos a hacerlo, y ponemos los toldos, y la decoración de cierta forma, y ya teníamos todo en la cabeza, y fue así, veías la decoración y era toldos de ambos lados y un pasillo que remataba en la tienda, era el chiste que la gente también entrara a la tienda, y la parte de arriba que era la parte de gastronomía, quedo brutal, lo único es que se fue la luz y todo ese cuento pero, bien.

P2: Con todas estas ideas, cuéntanos del su proceso creativo para generar este concepto de bazar tan venezolano.

MG: Durante la creación pensamos, que eso debía tener un concepto totalmente diferente, y nada de mesas con faldones, y tiene que ser un nombre venezolano, y  recuerdo clarito que mi hermana y yo estábamos en casa con una amiga hablando por WA desde la computadora como si fuera Skype y buscando un nombre de algo que nos identifique como venezolano, nos pasamos por orquídea, araguaney, flamboyán, hasta que yo digo: -Chamas lo tengo, ¡Cambur Pintón! Y buenísimo porque vamos a tener solo diseñadores emergentes y por allí se me fue durísimo el concepto generador,  y sacarle el jugo a una frase, y allí te tienes que poner como loca a ver como logras enlazarlo, y seguimos diciendo Cambur Pintón y mi hermana me preguntaba por qué Cambur Pintón, y yo con cara de ponchada.. No se….  Pero lo averiguamos, y fue una idea que nos quedó,  porque era para diseñadores nuevos, que se están empezando a enfrentar al público, que estén tocando su primer cambur pintón,  porque todos los venezolanos, cuando agarran un cuatro lo primero que tocan es cambur pintón, y es lo primero que tú vas a reflejar, entonces vamos a tener a estos cambures pintones.

Y poner a estos diseñadores con personas brutales como Icónicas, que comenzó en el primer bazar con nosotros, como ejemplo SweetCake que comenzó también  en el 4to mercadito que hicimos en ático café y Sweet Cake ahora tiene filial en Miami ahora, la hermana está viviendo allá y se llevó la tienda para allá también, y eso es lo que siempre queríamos resaltar, lo venezolano, lo venezolano, lo venezolano.

Y habían muchas marcas que son buenisimas, y es que era para gente nueva y darle algo nuevo al público, y que fuera una oportunidad, y los diseñadores son los clientes de nosotros, el público es el cliente del diseñador, y lo que yo voy a ofrecerte a ti como diseñador, es que no tengas que pasar complicaciones montando tus cosas al stand, porque eso es algo típico de cualquier persona que pueda leer esta entrevista y haya ido a un bazar, sabe que es complicado, montar la ropa, bajarla del carro, arreglar la mesita, queríamos que llegasen los diseñadores a tu bazar y montes tu cosas, punto. Nosotros contratamos a un diseñador, para que diseñe cada puesto, manera que nuestro cliente llegara con su ropa o accesorios y lo guinde por allí y se vean brutales por que la decoración ya está hecha, punto. Y así mismo fue.

P2: ¿Contratiempos respecto a esta nueva idea de involucrar un diseñador para los stands?

MG: Si hay cuentos de justamente esto del diseño de stands, Roger, nuestro decorador, diseño con un concepto vintage, pero venezolanisimo, y para los diferentes stands se colocaron piezas antiguas bellísimas, máquinas de coser, raspa hielos antiguos, pero algunos diseñadores modificaron los stands arbitrariamente a pesar de que fueron diseñados especialmente para ellos, fue un dolor algo que con tanto trabajo pensamos para ellos y que se veía muy bien, pero hubo gente que no supo preciar eso, hubieron también muchos clientes que no supieron apreciar el chiste de Cambur Pintón, o que son personas que quieren su mesón, con su faldón y sus chinches, esa inventadera de caballitos de madera y toda la cosa, pero gracias a dios la mayoría lo entendió y lo disfruto y fue un éxito que lo disfrutaran.

Las tiendas de la terraza se comprometieron, pero el ejemplo de la alfombra de grama no es nuestro, es de una tienda de arriba, que próximamente será una discoteca, y quería ir familiarizando al público con el sitio, así que subimos a toda la gente de gastronomía arriba para que se rematara allí con la experiencia.

#CAMBURPINTONVZLA 💛💛💛🍌 Fotografías cortesía de @lollishots 🍭 Gracias a @gastrobar360 🔜

A post shared by Cambur Pintón (@camburpintonvzla) on

Y es que apostamos demasiado a nuestro país, lo venezolano, en Instagram habían unos videos, donde están todos los diseñadores y los músicos tocando el cuatro y es lo que queremos transmitir, apoyar el país, aunque llegan momentos en que decimos, que duro la gente que quiere echar las cosas para atrás y se te bajan a veces los ánimos de confiar.

Estuvimos a punto de no hacer el bazar por la cancelación de los toldos a última hora, lloramos nos preocupamos, fueron horas de alta tensión, pensamos hasta en devolver el dinero y disculparnos con los diseñadores, tuvimos que correr mucho, pagar demás, trabajar demás y hasta muy tarde a noche el día anterior y mover a muchísimas personas y carros, para que fuera posible y luego de eso estuvimos listo con el diseño de stands muy poco tiempo antes de abrir a mediodía.

Y es que uno dice, que duro todo lo que uno hace por este país y su gente, por los diseñadores, que también están apostando por su trabajo para este país, y a veces las molestia que se dan, y yo le decía a mi hermana cuando perdía la paciencia y se hacían críticas o cuando la gente era cruel: -te vas a la terraza, miras todos los toldos ¡que esto quedo bellísimo!, y te pides un mojito, lo tomas y sonríe, que lo estamos haciendo bien. Era la forma de tranquilizarnos (risas).

P2: Cuéntanos justamente de todo lo que hay detrás de una labor para llevar esto a cabo, para hacer un collar,  para organizar algo y hacerlo posible, hacerlo realidad, que eso vale la pena contarlo, porque solo vemos lo bonito y criticamos, pero no vemos todo lo que conlleva.

MG: Con los collares me pasa mucho, y no solo eso también hay otras cosas con las que lidiamos, y esa es el plagio de ideas. Pero al final yo digo, vale plágiate eso, plagia, plagia, plagia, porque eso es lo que vas a hacer toda tu vida, pero yo, tengo una mente creativa y puedo hacer más, yo ahorita estoy añadiendo unas cajas de madera, yo estoy haciendo porque esta durísimo hacer collares por los materiales, y las personas que plagian no pueden hacerlo, cuando se les acaba el negocio no puede generar nuevas ideas productivas, porque eso se traduce en que si lo hacen se van es a plagiar a otra persona. Al final, los que plagian, son un halago, aunque se pasan enojos en el proceso.

33

Fotografía de Kreemo

Descubrí un plagio horrible aquí en el estado, una en Caracas, y una el Colombia, y esta última fue horrible, porque de hecho usaba directamente mis fotos y decía que eran de ellas, y del enojo le mande un correo, y hasta me llamo para pedirme disculpas, pero todas con lo de siempre: -¡Eres mi fuente de inspiración! Pero si, en ese momento el enojo es horrible aunque ahorita lo cuento como halago y chisto con eso, es una mejor forma de tomarlo luego del enojo que pasas, por que indudablemente te da demasiada rabia ver cómo le sacan provecho monetario a tu creatividad, porque tu deberías ser el único que saque plata a esa idea, porque es tuyo, de más nadie, plagiar es robar.

P2: Con todos esos retos y dificultades, aunque son superados, siguen apareciendo y estando allí, ¿cómo sigue sobreviviendo tu trabajo a nivel económico en una actualidad que es tan agresivo con el diseñador?

MG: Es fuerte, es muy fuerte, con kreemo, se me ha hecho bastante fuerte conseguir los materiales no consigo la materia prima, y cuando consigo el material es de mala calidad y no puedo usarlo en los collares, porque no se pega a la tela, no se le pega el brillo, pierde el color, es durísimo de manejar, se rompen las maquinas. Hay un collar que lo tiene Carla Angola,
que es de color amarillo neón, y ese color no se consigue, y me lo piden muchísimo, en ningún tipo de material, me invente una de comprar un material que venden en peluquerías un polvito para las uñas que tiene ese color, (risas) no sé qué será ese polvo y además era carísimo, pero yo tengo que llevármelo y esa es la parte de ensayo y error y de sobrevivir en Venezuela, llevar la creatividad al siguiente nivel.

44

Me ocurre con la tela, yo uso una tela especial hermosa que cuando voy a comprarla aumenta tres veces su precio y la siguiente semana aumenta tres veces más, y eso cuando hay, y con los kimonos también me pasa lo mismo, y aun así mis kimonos siento que los regalo, pero he visto los kimonos similares, el triple del precio que los hago yo, y es era una tela similar, es duro. Pero igual la gente compra, al parecer si los diseñadores ponen los precios así, no son unos locos, la gente lo está comprando, y es complejo porque en mi caso cuando voy  comprar las telas, intento comprar las más bonitas y las más económicas y de calidad, para poder vender a un precio accesible.

modelo #sb9006 Para mas información puedes escribirnos por whatsapp al 04248173867

A post shared by KIMONOS (@kimonosvenezuela) on

Y no solo eso, es lo que la gente no mira, es que se cobra, la tela, las tonterías de hilos y algo de mano de obra, y en la mano de obra no meto las complicaciones actuales de ir al las tiendas. ¡A comprar telas?, que duro es ir a la tienda de telas, las tiendas de telas son lo más cercano al infierno que yo puedo vivir (risas), tienes que llegar (que es durísimo el tráfico), hacer la cola que ese es otro cuento, tanto para entrar (que tengo que esperar que abran porque yo estoy activa a las 6 de la mañana y todas la tiendas abren tarde) como para que te atiendan.

Vienen momentos difícil en los que como diseñador, dices: -oye yo lo hago porque quiero ¡y me gusta!, ya no es tanto por la plata, ver a la gente con mis piezas es algo que a mí me llena demasiado, me paso un cuento con una amiga con los kimonos (risas) y bueno que chévere que me pase eso, igual con ven un collar en alguien y dicen, oye mira ese collar es de Gaby, eso, por eso no puedo vender las cosas carisimas, porque la gente no me lo va a comprar, y yo quiero que todos tengan mis piezas, y por eso no cobro las complicaciones que yo paso, porque yo amo lo que hago. Es muy difícil ahorita ponerle precio a una prenda y de hecho venderla, debes tener una estrategia.

modelo #sb9004 Para mas información puedes escribirnos por whatsapp al 04248173867

A post shared by KIMONOS (@kimonosvenezuela) on

P2: y con todas estas experiencias, con todos estos proyectos, ¿qué tipo de beneficios te ha traído en lo personal, involucrarte e todos estas actividades?

MG: Aprender. La experiencia es lo mejor. He conocido a demasiada gente, he aprendido, por ejemplo desde Kreemo aprender a manejar el dinero, bueno, allí voy pues, y creo que uno nunca aprende a manejar el dinero (risas), y en estos tiempos menos, aprender a invertir, ganancias, aprendí a conocer gente a trabajar redes sociales, me ayudo a vivir de lo que hago, y ser independiente para mis gastos y gustos. Y esa sensación es brutal.

¡y yo también! #camburpintonvzla Fotografías cortesía de @lollishots 🍭

A post shared by Cambur Pintón (@camburpintonvzla) on

Puedes seguir mas de cerca estas historia a través de sus redes sociales:

Instagram:

@mariagabrielagb

@Camburpintonvzla

@Kimonos_venezuela

Facebook:

Kreemo

Cambur Pinton

Twitter:

@Kreemo Venezuela

 



P2_A_MARITE DELGADO

MariTe Delgado

Sígueme y ve más de estos temas en mis redes sociales y otras webs:

80-google-plus-32 43-twitter-32 78-instagram-32linkedin_circle_black-32 + Blogging en IDG 1901211_803791546370841_3017409190159714681_n


 12359318_10207132651811178_931023028_o Marielba Leal

43-twitter-32  78-instagram-32  linkedin_circle_black-32  aboutme-32-black 

 

 


Fotografía de portada por Lollishots para Cambur Pinton

Encuentra mas entrevistas como estas en el Pez

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s